GeoGrafía
Colaboradores +
 
Noticias en la Línea
  • La Alhambra interpretada

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    La Alhambra ha sido fuente de inspiración y creación para artistas y literatos como John Frederick Lewis, Alejandro Dumas, David Roberts, Jean-Auguste-Dominique Ingres, Eugène Delacroix, Joaquín Sorolla, Santiago Rusiñol, John Singer Sargent, Henri Matisse... Faltaba, entre tanto hombre, una visión femenina sobre el monumento nazarí. Carencia que el Museo de Bellas Artes de Granada ha querido paliar con una exposición colectiva realizada por cuarenta mujeres artistas del ámbito...[Leer más]

  • Irán, cuna de civilizaciones

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    Museo Arqueológico Provincial de Alicante - MARQEl Museo Arqueológico Provincial de Alicante (MARQ) recorre la historia de la antigua Persia desde el Neolítico y la invención de la escritura hasta el Irán del siglo XVIII con casi doscientas piezas procedentes del Museo Nacional de Teherán, como los bronces de Luristán o un ritón de oro que pueden verse hasta el 1 de septiembre.

  • La España de Laurent

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    J. Laurent (firmaba solo con la inicial de su nombre) nació en Garchizy en 1816, pero desarrolló su carrera fotográfica en España, abriendo un estudio en la Carrera de San Jerónimo 39 (donde hoy está el Congreso de los Diputados). Retrató la segunda mitad del siglo XIX español, tomando vistas panorámicas de ciudades, paisajes, monumentos y obras de arte que documentan el patrimonio cultural material e inmaterial de la península ibérica. Una exposición con más de doscientas imá...[Leer más]

  • Buscando huellas en el desierto

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    En la árida costa meridional peruana, entre aproximadamente el 200 a.C. y el 650 d.C., se desarrolló Nasca, una de las culturas más fascinantes y enigmáticas de los Andes prehispánicos. Desde su descubrimiento a inicios del siglo XX, esta civilización ha deslumbrado al mundo por su llamativa cerámica y sus finos tejidos, así como los enormes dibujos conocidos como líneas o geoglifos que fueron plasmados sobre las pampas, cuya naturaleza y función ha sido materia de grandes ...[Leer más]

  • La Calisto

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    Francesco Cavalli (1602–1676) fue uno de los compositores más famosos de su época. Tanto es así que le pidieron montar una ópera italiana para los esponsales de Luis XIV de Francia, encargo que quiso (pero no pudo) rechazar, por razones de edad, por desacuerdos salariales… y porque suponía desplazarse a Versalles ¡y tenía aversión a los viajes! Su Calisto se representa estos días, y hasta el 26 de marzo, en el Teatro Real. Una obra extravagante, divertida, loca y barroquísima sobre...[Leer más]

Histórico noticias



Chitwan, un intenso día de safari en Nepal

El Parque Nacional Royal Chitwan es el máximo exponente de la biodiversidad nepalí. Se presta a una dura jornada de safari fotográfico para descubrir la espectacular fauna que encierran sus selvas. Un lugar donde, además, es posible tomar un spa… ¡bestial!

19 de septiembre de 2013

En un país donde el gradiente altitudinal oscila entre los 200 y los 8.850 metrosde altitud, es fácil comprender que los parámetros de biodiversidad que en conjunto se pueden observar en las diferentes franjas de altura son  mayúsculos. Estoy en Nepal, el país de las montañas; pero hoy, curiosamente, quiero acercaros a sus cotas más bajas, a la parte sur del país, muy cerca de la frontera con India, donde se ubica la región del Terai.

Safari fotográfico en Chitwan.

Alfonso Polvorinos.

Aquí se encuentra el principal parque nacional del país: Royal Chitwan. Es el más interesante desde el punto de vista de flora y fauna, especialmente en lo que a animales se refiere. Por aquí moran, entre otros, tigres, leopardos, osos perezosos, rinocerontes asiáticos, murciélagos gigantes, chitales, macacos, langures, delfines del Ganges, cocodrilos, gaviales y un magnífico catálogo de aves y mariposas. Los ríos y la selva de cotas bajas son el hábitat en el que se mueven.

Mi campo de operaciones se sitúa en el Narayani Safari Lodge, un alojamiento sencillo pero correcto que se encuentra entre las pocas opciones de pernoctar dentro del parque nacional. El lodge se localiza en un balcón natural con unas vistas envidiables sobre el río Rapti, el principal curso fluvial.

 

Safari fotográfico en Chitwan

Un día de safari fotográfico da para mucho en Chitwan. Comienza muy pronto, de madrugada –como todos los safaris que se precien– pero bien vale la pena estar listo a las 6:30h. para subirse a lomos de un elefante y adentrarse en la selva en busca de alguno de los 125 tigres que viven en el parque. Encontrarlos en sus 932 kilómetros cuadrados de extensión resulta harto complicado, pero nunca se sabe. Lo que sí encontraremos con casi total garantía es alguno de los 410 rinocerontes indios censados. Resulta impactante el aspecto de estos gigantescos animales de un cuerno. Son más pequeños que los rinocerontes africanos pero su complexión acorazada les da un aspecto muy singular.

Safari fotográfico por el río Rapti, en Chitwan.

Alfonso Polvorinos.

Si uno está dispuesto a apurar el día al máximo, como en mi caso, la agenda naturalista no tiene desperdicio: A las 6:30h., el citado safari en elefante. A las 10:00h., tras el desayuno, espera una navegación cuatro kilómetros río abajo hasta el centro de cría de gaviales en Kasara. Los cuatro kilómetros de regreso los haré caminando mediante un safari a pie, a tiempo para comer antes de las 15:00h., cuando esperan en la orilla del río la manada de elefantes para tomar su baño diario. Al caer la tarde, un nuevo safari en elefante.

La navegación por el río Rapti se realiza en embarcaciones locales de madera, con poco calado y mucha pericia por parte del patrón. Es la mejor forma de acercarse a cocodrilos y gaviales, así como de observar la agitada vida alada que concentra el río en ambas orillas. Tras la relajada navegación, el barquero me deja en la orilla contraria, en la  entrada de un camino que se interna en la selva hasta el centro de cría de gaviales, unos curiosos cocodrilos ictiófagos de morro estrecho y lleno de enormes dientes. Si no fuera porque sólo comen pescado, acercarme a ellos para realizar fotografías sería algo temerario.

En el camino de regreso a pie hasta el lodge da tiempo a todo, a disfrutar de muchas de las más de cien especies de mariposas que viven en el parque, a cruzar los dedos para no toparme con algún tigre, algún leopardo, algún rinoceronte despistado o, peor aún, no darme de bruces con un oso perezoso. A pesar del nombre, este plantígrado nada tiene que ver con los perezosos americanos, sino que, para entendernos, se trata de Baloo, el mejor amigo de Mowgli, pero con mala leche. El mayor número de ataques de animales salvajes a los indígenas de la etnia Tharu, los habitantes locales, son protagonizados por osos perezosos.

Baño con elefantes en el río Rapti, Chitwan.

Alfonso Polvorinos.

Con varios gigabytes repletos de fotos inolvidables y el cerebro rebosante de magníficas experiencias, llego a tiempo al lodge para dar buena cuenta del almuerzo. El sencillo menú me sabe a gloria y, sin tiempo que perder –suerte que hace años que no hago ni siesta ni digestión–, me dirijo en bañador a la orilla del Rapti. Si, al mismo río en el que hace un rato estaba observando cocodrilos y gaviales (de los delfines del Ganges ni rastro). No es el mejor lugar para tomar un spa, pero si el más auténtico.

Aquí no hay surtidores de chorros ni piscinas de burbujas; la ducha es de lo más natural y compartida: en la orilla aguarda la manada de elefantes que, por la mañana, me introdujeron en la selva tras tigres y rinocerontes. Ahora es su momento de relax e higiene diaria. Toca baño. Los paquidermos disfrutan de lo lindo sumergiéndose en el río. El cuidador les cepilla con mimo hasta que me invita a participar en tan sugerente protocolo. Me subo a lomos del elefante y comparto con él baño y masaje hasta que el mismo cuidador que me ha invitado a hacerlo, transmite la orden al gigante animal para que descargue sobre mi cabeza un buen número de litros de agua a modo de ducha a presión con su trompa. Lo dicho, un spa bestial.

parques nacionales, royal chitwan, safari fotografico

12345 (3 votos. Media: 5,00 de 5)
Loading ... Loading ...
Más información de Alfonso Polvorinos

Comentarios sobre  Chitwan, un intenso día de safari en Nepal

¿Qué opinas?

Comparte con nosotros tus puntos de vista. Enriquece estas miradas viajeras con las tuyas propias y haz las valoraciones y comentarios que desees. Opinar y disentir nos obliga a viajar por las ideas y el pensamiento, pero dejaremos fuera los comentarios insultantes o inadecuados.

  • Pingback: Sobrevolando el Everest | La Línea del Horizonte

  • 19 de agosto de 2014 a las 19:33

    Tuve la oportunidad de visitar Chitwan en un viaje alrededor del mundo, y recuerdo la experiencia del baño con los elefantes como algo increíblemente divertido. Los animales están bien cuidados y les une una relación muy especial con su mahut. Cada minuto en el parque es para recordar siempre, sobre todo si te fascinan los animales salvajes.

    Por Beatriz