GeoGrafía
Colaboradores +
 
Noticias en la Línea
  • China: Cinco miradas de mujer

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    Cine chinoLi Yu, Ann Hui, Zhao Wei , Guo Xiaolu y Sylvia Chang han dirigido algunas de las películas más relevantes realizadas en China desde el año 2007 hasta el 2017. Casa Asia y la Fundació Institut Confuci de Barcelona les dedican un ciclo de cine, donde a lo largo del mes de junio se proyectarán las últimas obras de las directoras. La entrada es libre hasta completar aforo con inscripción previa.

  • Dibujando entre leones

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    Exposición de Francisco Hernández en el Museo Nacional de Ciencias NaturalesEl ilustrador y pintor naturalista Francisco Hernández viajó al parque nacional de Etosha, en Namibia, con un objetivo claro: adentrarse en la naturaleza africana y dibujar su fauna y su flora, siguiendo el lento pero imparable peregrinaje de miles de mamíferos en busca del más preciado elemento: el agua. Sus dibujos, bocetos y pinturas pueden verse en el Museo Nacional de Ciencias Naturales hasta el 1 de septiembre.

  • Giovanni Battista Piranesi

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    Giambattista Piranesi soñó siempre con ser arquitecto, pero la única obra que llegó a ejecutar fue la restauración de una pequeña iglesia en el Aventino, una de las siete colinas que dominan Roma, donde yace enterrado. Sus arquitecturas las desplegó en grabados como los que se conservan en la Biblioteca Nacional de España, expuestos hasta el 27 de septiembre para celebrar por adelantado el tercer centenario del artista italiano. Entre las muchas estampas están las celebérrimas vistas...[Leer más]

  • Himba, la tribu más bella de África

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    Al noroeste de Namibia, en una vasta región denominada Kaokoland, habitan los himba, la tribu más bella de todo el continente africano. Perfectamente adaptados a un medio natural hosco y estéril, los pastores himba (unos 10.000 individuos) viven de espaldas a un mundo en constante cambio, aislados en pequeños kraales donde abrazan la forma de vida y tradiciones de sus ancestros. Su nombre, himba, significa mendigos, y su historia habla de persecuciones y expolios por parte de otras ...[Leer más]

  • La biblioteca del futuro

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    El bosque de Nordmarka, al norte de Oslo, será en 2114 la Framtidsbiblioteket, la biblioteca del futuro. La madera de sus árboles se convertirá en papel para imprimir una antología de cien libros inéditos, que nadie podrá leer hasta ese momento. El proyecto, creado por la artista escocesa Katie Paterson, va sumando cada año una obra nueva: Margaret Atwood fue la primera que en 2014 entregó un manuscrito, del que solo se ha desvelado el título; tras ella han presentado textos David ...[Leer más]

Histórico noticias



Jerez de los Caballeros, un pueblo trabajador

Escondido en las serranías verdeantes de Badajoz, hay un pueblo que sobrevive, alejado de todas las rutas comerciales, y al que no llegaremos sin consultar un mapa. Varios descubridores, como Núñez de Balboa y Hernando de Soto, eran de Jerez de los Caballeros.

29 de diciembre de 2014

Escondido en las serranías bellas y verdeantes del sur de Badajoz, hay un pueblo que sobrevive, alejado de todas las rutas comerciales. Los pueblos conservan en general una forma de vida que discrepa de lo que hacemos en las ciudades. El uso del tiempo es diferente y también cómo se mide.

Templario, renacentista (varios descubridores, entre ellos Núñez de Balboa y Hernando de Soto eran de allí), barroco, Jerez de los Caballeros es aún un pueblo vivo. En otras circunstancias, sus habitantes hubieran tirado la toalla porque muchas industrias casi han desaparecido, como la Siderúrgica Balboa, de Valuengo, que hace hierros corrugados para las vigas y que llegó, me dicen, a tener mil doscientas nóminas (con la caída de la construcción esta empresa ha sufrido mucho); hoy es una especie de nave varada en medio del paisaje, como una  fantasía de Schuitten y Peeters, los dibujantes belgas; sin olvidar la bisutería, de Christian Lay. O el corcho, de cuya industria, que fue floreciente, sólo quedan dos cocederos (y los fardos se los llevan portugueses e italianos que le sacan mejor la plusvalía). Las viejas chimeneas de los cocederos de antaño sirven hoy de nido a las cigüeñas.

Jerez de los Caballeros, Iglesia de Santa María de la Encarnación

El Pantera, Wikipedia.

Por ser algo irreverente, si fuera el alcalde –era una alcaldesa, doña Margarita Pérez Egea, diligente, preparada, que falleció prematuramente, con sesenta años, a finales del pasado mes de septiembre– intentaría comprar un De Soto Fireflite, uno de aquellos magníficos automóviles de la Chrysler que fueron el sueño –inalcanzable– de nuestros padres, y ponerlo en una sala, pues la Chrysler homenajeó a De Soto con este mítico auto. Seguro que tendría más visitantes que la estatua del conquistador, que podría ser la de cualquiera.

El caso es que el pueblo está lleno de niños, de parejas jóvenes que apuestan por él, que tienen trabajo –no todos– y optimismo. Por las mañanas temprano, entre sus quehaceres está el ganado. Y los domingos, la caza, una de las pocas diversiones que tienen. Las gentes tienen esa amabilidad por la posibilidad de disponer de tiempo sin agobios, sin apreturas. Hay tiempo para el forastero, no hay prisa.

Y también hay que hablar de la monumentalidad y la dimensión. Es un pueblo justo, con iglesias bellas (difíciles de visitar, siempre están cerradas) y monumentos singulares, pero que no cae en el monumentalismo ni en el estereotipo de la localidad turística. Sigue teniendo su vida normal, sin alardes de destino turístico. Y su dimensión es la justa, ni demasiado pequeño ni demasiado grande, paseable, fácil de deambular e ir descubriendo. Sin pretensiones, sin alardes.

Tres torres barrocas del tipo de la Giralda y parecidas a las torres de tantos pueblos andaluces, como Ecija, algunas casas suntuosas; otras, modestas; todas cuidadas e impolutas, una limpieza en las calles que nos da envidia a los madrileños. El pueblo aguanta.

Incluso es un pueblo envuelto en la historia de hoy, pues la VIII Bandera de la Legión, de la BRILEG, que ha prestado arduos y ejemplares servicios en Afganistán, tiene aquí su sede.

Pero si van a ir a Jerez de los Caballeros, llévense un mapa de carreteras. No hay ni una señal en la autovía de La Plata, ni en Zafra siquiera, que indique la dirección. Como mucho, ya casi encima, mencionan Burguillos del Cerro (por cierto, un pequeño pueblo agradable donde no hay desastres constructivos). ¿Cuál será la razón, pura incuria o manía encubierta, o celos?

En todo caso, aunque hay muchos pueblos hermosos, bien cuidados, se echa de menos el impulso cultural autóctono y sin subsidios, como podrían ser conciertos, librerías (hay tres, pero son como papelerías donde venden algún periódico y unos cuantos libros de novela histórica), pintura y fotografía, actividades en la naturaleza, tan bella por aquellas tierras. Algo hay, no están parados, pero es demasiado poco para un pueblo y unos campos y parajes con esta historia y diez mil habitantes. No todo puede ser la Semana Santa.

badajoz, jerez de los caballeros, turismo rural

12345 (5 votos. Media: 4,80 de 5)
Loading ... Loading ...
Más información de Jaime-Axel Ruiz Baudrihaye

Comentarios sobre  Jerez de los Caballeros, un pueblo trabajador

¿Qué opinas?

Comparte con nosotros tus puntos de vista. Enriquece estas miradas viajeras con las tuyas propias y haz las valoraciones y comentarios que desees. Opinar y disentir nos obliga a viajar por las ideas y el pensamiento, pero dejaremos fuera los comentarios insultantes o inadecuados.