Azímut

GeoGrafía
Colaboradores +
 
Nos gusta este libro

Imagen de la India

JULIAN MARIAS

Editorial: LA LINEA DEL HORIZONTE EDICIONES
Lugar: ESPAÑA
Año: 0
Páginas: 112
Idioma: CASTELLANO
Encuadernación: Tapa blanda

COMPRAR
Finales de los cincuenta. ¿Quién sabía algo de India? Los hippies españoles, que veinte años después aparecieron por ahí, aún no habían nacido, pero era el país con el que había soñado Julián Marías desde niño y la ocasión le llevó hasta ese fascinante país gracias a un congreso de Filosofía. Marías abre los ojos de par en par. Todo le interesa, todo le conmueve y en ese primer acercamiento ya da cuenta de manera sencilla, como un viajero más, de los grandes temas que conforman una sociedad tan compleja y distinta. Un texto que no ha perdido la frescura con la que fue escrito y que podría pertenecer a un viajero sensible de hoy día.
Noticias en la Línea
  • Yōkai, iconografía de lo fantástico

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    Los yōkai (monstruos japoneses) son las criaturas mitológicas por excelencia de la fantasía nipona, nacidas del temor a la Naturaleza, de la necesidad de explicar lo inexplicable y del poder de la imaginación. Además de los protagonistas de una exposición que hasta el 23 de septiembre puede verse en la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando, donde se exhiben rollos horizontales ilustrados emakimono, grabados ukiyo-e, pequeñas cajas inro, kimonos y un largo etcétera que nos...[Leer más]

  • IndiaIndie

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    Un pintalabios bajo mi burka es la película que el gobierno indio trató de vetar por resultar “demasiado orientada hacia las mujeres" y por mostrar "escenas de sexo contagiosas”. Pero la tozudez de su directora, Alankrita Shrivastava, ganó la batalla a la censura y, finalmente, su historia de liberación feminista pudo proyectarse en las salas de su país. El film es uno de los que podrán verse en IndiaIndie, la muestra de cine independiente que Casa India ha programado del 10 al 14 de ...[Leer más]

  • Wanderlust

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    «Errar perezosamente por el bosque y por el campo; tomar esto y aquello, tan pronto una flor como una rama; coger las hierbas al ocaso, observar mil y mil veces las mismas cosas y siempre con el mismo interés...» Jean-Jacques Rousseau era uno de aquellos románticos del XVIII para quienes el deambular por la naturaleza representaba una forma a la vez sensorial y física de apropiarse del mundo y encontrarse con uno mismo. Una exposición en la Antigua Galería Nacional de Berlín nos ...[Leer más]

  • Allá lejos y hace tiempo

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    Antes de que la madurez y el viaje transoceánico lo alejaran de la tierra donde nació y lo llevaran a Inglaterra, hogar de sus primitivos orígenes familiares, William Henry Hudson había pasado lo que años más tarde llamaría la época más feliz de su vida en Argentina. Así lo reflejó hace ahora cien años en Far Away and Long Ago. A History of my Early Life (1918), vagabundeando por sus antiguas querencias de infancia como ya lo había hecho en otros de sus textos (Días de ocio en la ...[Leer más]

  • El mundo visto desde Asia

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    Todo es cuestión de perspectiva. Basta con cambiar nuestra posición sobre el plano para que el mundo en el que vivimos parezca otro completamente distinto. Los primeros cartógrafos budistas colocaban el Himalaya en el ombligo del universo, allá donde se localizaba Jerusalén para un europeo. Tampoco parece la misma Tierra aquella que exploró el almirante Zheng He (1371-1433) o el monje Xuanzang (602-664) en su célebre peregrinación hacia el Oeste. Así, durante siglos los mappae mundi ...[Leer más]

Histórico noticias

La Línea del Horizonte Ediciones




La ruta del Pamir

Hay algunas carreteras míticas que todo aquel que se precie de ser un buen viajero debería conocer, y una de ellas es la ruta del Pamir, que une Dushambe, la capital de Tayikistán, con Osh, en Kirguistán, a lo largo de un recorrido precioso de 1.252 kilómetros. Como modernos Marco Polos, hemos ido y vuelto para contarlo.

17 de julio de 2017

En el mundo cinematográfico hay un tipo de películas denominado road movie y cuyo argumento se desarrolla a lo largo de un viaje. En el mundo de los viajes hay algunas carreteras míticas que todo aquel que se precie de ser un buen viajero debería recorrer, o al menos tener el anhelo de hacerlo.

La Ruta 66, esa que une Chicago con las playas de Santa Mónica en USA, es una de ellas; la Ruta 40, que recorre de sur a norte el territorio argentino, es otra; la Karakorum Highway, que atraviesa la impresionante cordillera uniendo China con Pakistán, o la Carretera de la Amistad, cuyo itinerario une Lhasa, en el Tibet, con Katmandu, la capital nepalí.

Todas ellas las he recorrido, y de todas guardo imborrables recuerdos; pero en esta ocasión os mostraré el cuaderno de viajes que realicé el pasado otoño mientras recorría la ruta del Pamir, que une Dushambe, la capital de Tayikistán, con Osh, en Kirguistán, tras hacer un precioso recorrido de 1.252 kilómetros.

Cuadernos de viaje

Dicha ruta fue construida en el siglo XIX, cuando en Asia Central se desarrollaba lo que se llamó el Gran Juego; es decir, el control territorial de esa zona estratégica, y que se la disputaban rusos y británicos. Durante 500 kilómetros, la ruta discurre frente a territorio afgano y tan solo nos separan los escasos metros de la anchura del río Panj, que discurre paralelo a la carretera. Durante la guerra entre afganos y rusos se desarrollaron en este lugar cruentas batallas, motivo por el que este paso estuvo cerrado a los forasteros durante años. 

Cuadernos de viaje

Decidimos recorrer la Ruta del Pamir para sacarla de la lista de asignaturas pendientes. Sin duda, unir en un viaje la cordillera del Pamir con la del Hindu Kush no es algo que se pueda hacer todos los días, y más en una zona tan inestable políticamente. 

Cuadernos de viaje

Dushambe significa lunes, ya que era ese día cuando se celebraba el mercado semanal, y desde allí partimos en dirección sur por una carretera asfaltada. No será siempre así.

Cuadernos de viaje

Para adentrarnos en la ruta del Pamir tuvimos que obtener el “permit GBAO”; es decir, la autorización para circular por la región autónoma de Gorno Badakhashan. Este permiso es requerido en numerosos controles militares durante toda la ruta. 

Cuadernos de viaje

Los paisajes van aumentando en belleza, y también lo hace la dificultad de la carretera con el trascurrir de los kilómetros.Cada día nos vemos sorprendidos con innumerables atractivos, como bulliciosos mercados afganos, restos de antiguas fortalezas enclavadas en lugares inexpugnables, baños de relajantes aguas termales, santuarios zoroastrianos, antiguas cuevas budistas, numerosos petroglifos, azulados lagos de montaña, picos como el Karl Marx de 6.723 metros o el Lenin de 7.431 metros, pasos de montaña como Ak Baitall situados a 4.655 metros de altitud y, como colofón, el mercado de Osh, considerado como el más grande de Asia Central

Cuadernos de viaje

Ahora, como modernos Marco Polo volvimos para contar todo lo que vimos, aquí va una pequeña muestra con algunas de las páginas de mi cuaderno de viajes.

cuadernos de viaje, ruta del pamir, viaje al himalaya, viajes por carretera

12345 (3 votos. Media: 4,67 de 5)
Loading ... Loading ...
Más información de José Luis Angulo

Libros relacionados con  La ruta del Pamir

  • POR EL HIMALAYA (En papel) FRANCIS YOUNGHUSBAND
    LA LINEA DEL HORIZONTE EDICIONES

Comentarios sobre  La ruta del Pamir

¿Qué opinas?

Comparte con nosotros tus puntos de vista. Enriquece estas miradas viajeras con las tuyas propias y haz las valoraciones y comentarios que desees. Opinar y disentir nos obliga a viajar por las ideas y el pensamiento, pero dejaremos fuera los comentarios insultantes o inadecuados.