Azímut

22 de junio de 2018
“A la verdad, solo se ven bien los paisajes cuando han sido fondo y escenario ...
ver todos...
GeoGrafía
Colaboradores +
 
Nos gusta este libro

Cómo yo atravesé África

ALEXANDRE SERPA PINTO

Editorial: EL VIENTO
Lugar: ESPAÑA
Año: 0
Páginas: 368
Idioma: CASTELLANO
Encuadernación: Tapa blanda

COMPRAR
Nos vamos a aquellas décadas prodigiosas, las de las grandes expediciones coloniales a África Central en la segunda mitad del XIX. Antes, como ahora, los relatos de aquellos exploradores, que se adentraban en el continente negro, suscitaban pasiones lectoras y verdadera exaltación. Si además se unía una prosa atractiva y buena capacidad de observación, el éxito estaba asegurado. Este relato del portugués Serpa Pinto, a los territorios entre las colonias portuguesas de Angola y Mozambique gozó en su tiempo de un éxito notable.
Noticias en la Línea
  • Artistas rusos alrededor del mundo

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    El viaje refresca, agudiza y enriquece la percepción del mundo, despierta pensamientos y sentimientos latentes y da a luz a otros nuevos. El viaje puede encender la llama creativa, incluso entre aquellos que en la vida ordinaria no están inclinados a acciones extremas. Esto les ocurrió a los artistas rusos que protagonizan con sus obras la exposición La mirada viajera, en el Museo Ruso de Málaga. Pintores y dibujantes como Alexander Golovín, Zinaida Serebriakova, Iliá Repin, Yuri ...[Leer más]

  • Ciclo de cine neozelandés

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    Además de ser plató de superproducciones como la trilogía de El Señor de los anillos, el Hobbit o Las Crónicas de Narnia, Nueva Zelanda es un país con una potente industria cinematográfica, aunque sus películas no siempre resulten fácil de ver fuera de sus fronteras. Casa Asia y el Círculo de Bellas Artes han organizado un ciclo para dar a conocer el cine kiwi, con films como A Flickering Truth, premiado en el Asian Film Festival de Barcelona, que se proyectarán durante el mes ...[Leer más]

  • Los mapas de Ammassalik

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    Uno de los souvenirs que el explorador danés Gustav Holms se trajo en 1884 de Ammassalik, en la costa este de Groenlandia, fueron unos mapas grabados sobre tallas de madera en 3D, con información práctica sobre fiordos, ensenadas, islas... No se ha encontrado artilugio parecido en ningún otro poblado inuit. Más que para navegar, se cree que los tunumiit los empleaban para ilustrar y acompañar sus narraciones orales. Actualmente, dos de estos artefactos se conservan en el Museo Nacional de ...[Leer más]

  • Un respiro

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    Nairy Baghramian es una de las grandes exponentes de la escultura contemporánea. Nació en Isfahán, pero lleva treinta y cinco de sus cuarenta y siete años años viviendo en Berlín; por eso rehuye de la etiqueta de artista iraní, "por respeto a los artistas que trabajan allí, que son quienes sufren las dificultades y la censura". Es la primera vez que su trabajo puede verse en España, con un proyecto instalado en el Palacio de Cristal del Parque del Retiro hasta el 14 de octubre, que ...[Leer más]

  • Avifauna perdida

    Actualidad, patrocinios, propuestas

    El 40% de las más de 11.000 especies de aves que habitan el planeta están en retroceso poblacional y una de cada ocho en situación de amenaza; entre ellas, algunas tan populares como la tórtola europea, el frailecillo atlántico, el loro gris o el búho nival, según un informe de BirdLife International. En este contexto, Artimalia ha organizado una exposición dedicada a los pájaros extinguidos, desde el siglo XIX hasta nuestros días, Un llamamiento a la conservación desde el ...[Leer más]

Histórico noticias

La Línea del Horizonte




La vida al alcance de todos

Antonio Picazo ha escrito sesenta biografías de viajeros de toda índole, nobleza y calaña que nos enamora por su desenfado en la escritura. Hombres y mujeres –unos más famosos, otros desconocidos para nosotros– que un día emprendieron camino con la maleta o el petate.

16 de septiembre de 2015

Si algo cabe achacarse a este libro, Viajeros lejanos, es que Antonio Picazo sea consciente de la necesidad de seleccionar a las personas cuya vida va a reseñar. Sesenta es un número aparentemente prometedor; pero a cualquiera le hubiera gustado que fueran ciento veinte, doscientos, mil; porque uno no se cansa nunca de ir leyendo cada breve capítulo dedicado a cada uno de los viajeros. La empresa de elaborar una enciclopedia de viajeros es descomunal. Así pues, Picazo edifica un libro personal sobre algunos viajeros. La selección es incandescente. En primer lugar, porque basta un primer vistazo al índice para preguntarse por qué no figura ahí Thomas Cook o John Muir o Cristóbal Colón o Reinhold Messner, o tantos otros. La constante intriga acerca de las razones que llevan a Picazo a seleccionar al siguiente viajero mantiene al lector con todos sus sentidos en el texto. En segundo lugar porque, excepto el propio autor, nadie o casi nadie podría haber dado con muchos de estos personajes. Cualquiera puede pensar en Peary o Stevenson. A muy pocos se les hubiera ocurrido que el lugar de T. E. Lawrence lo ocupara Gertrude Bell. Para explicar la razón que le motiva, uno no puede por menos que escrutar cada frase hasta hallar la que marca la intriga. Esa misma intriga que ocupa el tercer lugar en la incandescencia: la maldición de que no sean más extensos los textos.

Viajeros lejanosAfortunadamente, Ediciones del Viento construye un libro bellísimo, uno de esos que da gusto tener entre manos. Además, completa los relatos con bibliografía, filmografía o enlaces páginas web donde completar el paisaje de cada biografía. Y siempre añadiendo las mejores imágenes para representarnos al viajero o los mapas que trazó o los lugares de paso o los lugares a los que ancló su destino.

En apenas una tarde, cualquiera puede dar buena cuenta de esta sucesión de vikingos, embajadores medievales, colonizadores, navegantes, naturalistas, escritores, espías, antropólogos, arqueólogos, renegados o inventores. Un único rincón del mundo, la Antártida, queda alejada de esta selección: podemos echar de menos a Shackleton o Admunsen. Pero con lucidez descubrimos a un desconocido polaco que recorrió África en bicicleta a principios del siglo XX, o a un hombre cualquiera que hizo detenerse a un autobús para decir “a partir de ahora iré andando”, antes de adentrarse en la selva. Nadie discutirá la presencia de Fitz Roy, que a estas alturas se valora tanto como la del propio Darwin, su compañero de viaje, cuya fama, al ser mayor que la del capitán del barco, hace menos necesaria su presencia. En apenas un esbozo, eso sí, Picazo nos da cuenta de la personalidad de cada uno de ellos, de su talante pendenciero o su bagaje cultural, de su exquisitez o su arrojo, de su bohemia o de su austeridad, de su intrépida búsqueda o de la casualidad que marcó su vida, de su ambición o de su humildad.

En el prólogo, Picazo menciona que algunos están aquí por ser entrañables o por ser románticos. Ni uno solo de ellos deja de ser entrañable y romántico para el lector tras leer el apunte biográfico. Los relatos no dejan indiferente, pues el mayor inciso es el sentimental, que es la motivación que a Picazo le ha llevado a reunirlos. En todos ellos es común la pasión por vivir. Se trata de esas personas a las que uno quisiera encontrar cuando se ha perdido en el interior de una cueva oscura. Dado que seguro que, sea quien sea, cualquiera de estos sesenta, llegará hasta nosotros con una linterna en la mano. Escrito con un estilo académico, variando la composición cronológica o motivacional en cada crónica para sustraer en cada caso lo que mejor nos agarrará del pescuezo para meternos de lleno en el libro, Picazo nos echa una muy buena mano a la hora de crear eso que ahora es tan imprescindible para sobrevivir a la realidad, eso que se conoce como leyendas.

Antonio Picazo, libros de viaje, Viajeros lejanos

12345 (9 votos. Media: 4,89 de 5)
Loading ... Loading ...
Más información de Ricardo Martínez Llorca

Libros relacionados con  La vida al alcance de todos

Comentarios sobre  La vida al alcance de todos

¿Qué opinas?

Comparte con nosotros tus puntos de vista. Enriquece estas miradas viajeras con las tuyas propias y haz las valoraciones y comentarios que desees. Opinar y disentir nos obliga a viajar por las ideas y el pensamiento, pero dejaremos fuera los comentarios insultantes o inadecuados.